¿Los extranjeros e inmigrantes pueden pedir un préstamo en España?

¿Los extranjeros e inmigrantes pueden pedir un préstamo en España?

 

La exclusión financiera es un problema grave en nuestro país. Muchos extranjeros o inmigrantes afirman no poder solicitar financiación o abrir una cuenta corriente. Microdinero entiende vuestra situación. Por eso, en este artículo resolveremos todas las dudas sobre si los extranjeros e inmigrantes pueden pedir un préstamo en España. 

 

 

 

¿Los extranjeros pueden solicitar un préstamo en España? 

 

Claro que sí. Las condiciones de los préstamos online y microcréditos especifican que necesitas una residencia en España, pero no que necesites la nacionalidad. La documentación y la complejidad para conseguir el préstamo dependerán del país del que provengas. A continuación, hablaremos más en detalle sobre esto. 

 

 

¿Qué tipo de préstamo pueden pedir los inmigrantes en España? 

 

Solo un 33% de los inmigrantes afirman haber contratado un préstamo o un crédito. Esto puede deberse al miedo a ser rechazado por el banco, ya que sus condiciones son muy estrictas. La solución es pedir préstamos online. 

El proceso es mucho más sencillo porque todo se hace por el ordenador y escaneando la documentación necesaria. Las entidades crediticias online son mucho menos exigentes y la tasa de aceptación es más alta. 

Además de créditos, los nacidos fuera de España también pueden solicitar una hipoteca. Normalmente, para comprar un inmueble en nuestro país, piden los préstamos en sus lugares de origen. Pero cada vez son más los que se interesan por las ofertas españolas.  

Desafortunadamente, nuestra banca es más receptiva para residentes de países ricos que países menos desarrollados. Incluso algunos bancos no conceden hipotecas a no residentes por la imposibilidad de embargar bienes en el extranjero. En el caso de que te la concedan, no esperes más del 70% del valor de tasación. Dependiendo del banco, puede reducirse al 60% o 50%. 

 

 

¿Cuáles son los requisitos para pedir un crédito? 

 

Como te hemos adelantado, la documentación y la complejidad a la hora de aceptar tu solicitud depende de tu país de procedencia. Pero los tres requisitos mínimos son: tener más de 18 años, tener residencia en España y fondos suficientes para devolver el préstamo. 

Si el país pertenece a la Unión Europea, deberás presentar un documento de identidad nacional con la fotografía. Para demostrar la residencia española, puedes optar por entregar el certificado de registro de ciudadano de la Unión, un extracto bancario o una simple factura reciente de suministros. Luz, gas, agua o incluso teléfono. Cualquiera te sirve siempre y cuando no tenga más de 3 meses y figuren todos tus datos. 

Si el país de procedencia es extracomunitario, tendrás que presentar la Tarjeta de Identificación de Extranjero o el permiso de residencia. También necesitarás una cuenta bancaria online, un correo electrónico y un número de teléfono. 

En cuanto a las hipotecas, hay mucha información que deberías conocer. Si ya eres residente, no deberías tener ninguna complicación mientras cumplas los requisitos. Si no eres residente, además de solo poder recibir entre el 70% y el 50% del valor de tasación, pagarás más.  

El pricing es el tipo de interés que se aplica a la cuota de capital prestado que hay que devolver cada mes. Para los no residentes, el pricing es mayor. Las hipotecas que te ofrecerán serán a tipo fijo y con plazo máximo de 20 años, en vez de 40. Y tendrás que presentar un informe de riesgo crediticio sobre tu comportamiento económico en el país en el que vives y trabajas. ¿Quieres calcular tu hipoteca? Haz click en el botón de abajo. 

 

 

 

¿Los extranjeros con deudas pueden conseguir un préstamo?  

 

Uno de los requisitos mínimos para pedir un préstamo, ya seas extranjero o no, es tener ingresos suficientes para hacer frente a la devolución de la deuda. En otros artículos, ya hemos hablado de la importancia de un buen historial crediticio. Tener deudas impagadas, retrasarte en los pagos o estar en ASNEF o RAI, son cosas que cierran muchas puertas a todo el mundo, da igual la nacionalidad. 

Si tienes deudas y te han incluido en ficheros de morosos, lo primero que te recomendamos es que salgas lo antes posible de ellos. Ya no solo para pedir un préstamo ahora, sino para poder cambiar de compañía de la luz o telefónica, para pedir una hipoteca o tarjeta de crédito en el futuro. 

Sí puedes pedir préstamos estando en ASNEF, pero tendrás que encontrar una entidad crediticia que los ofrezca. Solicitarlos en cualquier entidad será perder el tiempo. Céntrate en las que acepten ficheros de morosos.  

 

 

Las mejores ofertas de préstamo para inmigrantes y extranjeros 

 

Ahora que ya sabes toda la información necesaria, Microdinero ha seleccionado dos ofertas de préstamos perfectos para inmigrantes y extranjeros.  

 

 

Esperamos haber respondido todas tus dudas sobre si los extranjeros e inmigrantes pueden pedir un préstamo en España. Si no quieres perderte más artículos como este, suscríbete a nuestro boletín de noticias. 

 

préstamo personal hipoteca