Vacaciones sin pedir préstamos

Vacaciones sin pedir préstamos

 

Cuando llega la época de vacaciones, siempre nos hacemos las mismas preguntas: a dónde ir, cuándo, durante cuánto tiempo, y el presupuesto. Hay personas que prefieren tener las vacaciones que sus ahorros les permiten y otras que, por preferencias o necesidad, piden préstamos para poder viajar. En este artículo os vamos a hablar de tener vacaciones sin pedir préstamos y solicitando ayuda financiera, para que seas vosotros los que elijan. 

 

 

 

Ventajas de vacaciones sin pedir préstamos 

 

  • La principal ventaja de no pedir un préstamo es que no tienes que devolverlo. No te tienes que preocupar de tener una deuda a la que hacer frente mes a mes, los intereses, retrasarte en las cuotas o no ser capaz de pagarlo. 
  • Cuando vuelvas de vacaciones, podrás organizar tu vida mejor. ¿Por qué? Porque no tendrás que estar pendiente de otra factura a fin de mes. Puedes crear tu presupuesto simplemente pensando en cuánto tiempo tardarás en recuperar lo gastado en tu viaje, que no será mucho. 
  • Te obliga a pensar con la cabeza más fría a dónde irte de vacaciones, durante cuánto tiempo, ahorrar para poder permitírtelo o buscar una alternativa que se ajuste mejor al presupuesto, y planificar con más antelación teniendo en cuenta los días más baratos para volar, los sitios que vas a visitar, etc. 

 

 

Razones para pedir un préstamo para viajar  

 

No te pienses que pedir un préstamo para irte de vacaciones es una tontería. Cuando pides un préstamo personal, puedes gastar el dinero en lo que quieras, sin dar explicaciones. Y cada vez son más los españoles que optan por esta opción. 

Solicitar ayuda financiera para este fin tampoco es malo. Cada uno puede hacer con sus finanzas lo que quiera. Pero si puede ser un problema si tu situación económica no es la mejor, y te embarcas en una deuda. Por lo tanto, antes de solicitar nada, calcula si podrás hacer frente a las mensualidades y los intereses. Si puedes, estas son nuestras razones para que lo hagas y no lo pienses más: 

  • Podrás pagar tus vacaciones poco a poco. Da igual si es un viaje modesto o por todo lo grande. Algunas agencias de viajes o portales online no te dejan financiarlo en cuotas. En cambio, si pides un préstamo, podrás pagar las vacaciones y luego ir devolviendo el dinero cómodamente. 
  • No te tienes que ceñir a un presupuesto. Cuando nos vamos de vacaciones con lo ahorrado, debemos estar muy pendientes de no pasarnos en los gastos. Pero pidiendo ayuda financiera, no tendrás que preocuparte. 
  • Haz el viaje de tus sueños. Todos tenemos un viaje que nos encantaría hacer, pero que por presupuesto, se queda en un sueño. Ir al Caribe, recorrer Estados Unidos, visitar Tailandia, un crucero por los fiordos nórdicos... Pidiendo un préstamo, puedes permitirte ese viaje de tus sueños y salir de la monotonía de todos los años. 

Si sabes que puedes permitirte un préstamo y estás dispuesto a tener las vacaciones de tu vida, te dejamos aquí nuestra mejor oferta en préstamos. 

 

 

 

Cómo gastar menos en vacaciones 

 

Tener un gran presupuesto para tu viaje no significa que tengamos que despilfarrar. Hay que ser inteligente con el uso que le damos a nuestro dinero. Aquí van unos trucos para gastar menos: 

  • Aprovecha los días u horas gratuitas en museos y atracciones. 
  • Se flexible con tu itinerario de vuelo. Si tienes una semana libre, busca en qué día y hora el vuelo es más barato. Incluso plantéate hacer escalas. Tenemos un artículo mucho más extenso sobre ahorrar en vuelos. 
  • Planifica y compara. Aunque estés de vacaciones, a la hora de comprar es importante planificar los trayectos o comidas y comparar para encontrar el mejor precio. 
  • Ve directamente a la web de la aerolínea o del hotel. Los portales de viajes están bien, pero suelen quedarse con una comisión. Es mejor que busques directamente en la web de la compañía. Además, aquí encontrarás más ofertas. 

Estos son algunos consejos si te vas de viaje. Pero si has decidido pasar el verano en casa, tenemos un gran artículo con el que podrás ahorrar aún más en verano. 

 

 

Ventajas de tener una tarjeta de crédito para viajar 

 

Además de su uso cotidiano, las tarjetas de crédito son las mejores compañeras para viajar. 

  • Muchas reservas solo las puedes hacer con tarjeta de crédito: viajes, hoteles, alquiler de coches... 
  • Incluyen seguros gratuitos, para que tus compañeros y tú estéis totalmente cubiertos en caso de que perdáis el vuelo, las maletas o sufráis algún robo o accidente. 
  • Es la forma más fácil de pagar en establecimientos. 
  • Siempre tendrás dinero encima sin preocuparte del efectivo. 
  • La comisión por cambio de divisas es más económica. 

Una tarjeta de crédito es indispensable para viajar. Por eso, aquí te dejamos la Tarjeta Inteligente EVO, con la que tendrás dos tarjetas en una: débito y crédito. Tu elijes como prefieres pagar. 

 

 

Este ha sido nuestro artículo sobre vacaciones sin pedir préstamos. Si no te quieres perder más contenido como este, suscríbete a nuestro boletín de noticias. 

 

préstamo personal ahorrar viajar